728 x 90

La dignidad de los pacientes y su calidad asistencial, principales metas del grupo de trabajo de cuidados sin sujeciones del Colegio

  • 01/02/17
img

La formación continuada de los profesionales y la concienciación de los familiares, junto con el compromiso de las instituciones públicas y privadas son los restos principales para conseguir declarar Cantabria región “libre de sujeciones”

Con el objetivo de promover e incentivar la formación de formadores en procesos de cuidados sin sujeciones, el Colegio de Enfermería de Cantabria, a través de su Fundación (Fecan) ha organizado una Jornada informativa y de debate, dirigida a profesionales interesados en la eliminación de las barreras físicas y químicas en todos los procesos de cuidados. En este sentido, desde hace años los integrantes del grupo de trabajo “la sujeción no es un cuidado” vienen trabajando con el apoyo del Colegio de Enfermería de Cantabria con el objetivo de fomentar y concienciar a la población sobre la necesidad de promover los cuidados sin sujeciones. La mejora de la calidad asistencial, conseguir una mayor satisfacción de los profesionales en la realización de su trabajo, obtener una visión holística y el aumento del apoyo a las familias, son algunas de las pretensiones de este ambicioso programa con el objetivo principal de implantar “centros libres de sujeciones” en Cantabria.

A lo largo de la conferencia, que se ha celebrado en el restaurante Deluz con la asistencia de medio centenar de profesionales, se han abordado las dificultades a las que se deben enfrentar los enfermeros a la hora de abordar los cuidados con el criterio de “eliminación física y química de las sujeciones”. Dificultades que requieren, según los profesionales presentes en la jornada, de una especialización y formación progresiva y continuada; y el compromiso de las administraciones públicas y privadas con el reto profesional que representa la implantación de “centros libres de sujeciones” en Cantabria, objetivo final de estos profesionales. Actualmente, el grado de utilización de contenciones en los procesos de cuidados de estos pacientes alcanza un porcentaje del 21 %. El conocimiento, la formación y la utilización progresiva de la evidencia científica pueden contribuir a la reducción de este porcentaje hasta el 5%.

El aumento de la esperanza de vida y el previsible incremento de la cronicidad hacen, aún más si cabe, urgente la adopción de medidas para la eliminación de las sujeciones en todos los centros, garantizando siempre la seguridad de los pacientes y su calidad asistencial. Además, todo ello debe ir acompañado de una labor pedagógica y de concienciación hacia los familiares quienes deben formar parte activa de este proceso de cambio. 

Menú NOTICIAS

Noticias destacadas